La consumación de la reforma del aborto en España, restringiendo de forma severa la libertad de las mujeres de 16 y 17 años que no podrán abortar sin  el consentimiento paterno, ya está publicada en el BOE.

Caracteriza esta publicación la misma falta de tacto y oportunidad de la que ha hecho gala el Gobierno a lo largo de toda su tramitación tanto en los argumentos, como en las formas. Porque esta publicación en el BOE llega a seis días del 28 de septiembre, día internacional de llamada a la acción por el acceso al aborto legal y seguro.

La declaración de este día de reivindicación internacional, tiene su origen en Latinoamérica y el Caribe donde los grupos de mujeres se han movilizado alrededor del 28 de Septiembre en las últimas décadas, para exigir a sus gobiernos despenalizar del aborto, el acceso a servicios de aborto seguro y poner fin al estigma y la discriminación hacia las mujeres que deciden abortar.

El objetivo de la campaña para este año continúa siendo combatir el estigma y los falsos mitos que rodean el aborto y que se difunden a partir de las posiciones que se oponen al reconocimiento de la libre decisión de las mujeres como criterio de acceso a un aborto legal.

Otras cuestiones como los casos de menores violadas que han sido obligadas a seguir adelante con embarazos de riesgo en algunos países de Latinoamérica o los retrocesos legislativos o en el acceso a la prestación sanitaria que han sucedido en países europeos como España y Portugal, van a estar presentes en los actos que se realizarán por parte de miles de organizaciones en todo el mundo.

Hay que recordar que, de acuerdo con los datos de estudios e investigaciones internacionales, alrededor del 13 % de las muertes maternas se producen debido a las consecuencias fatales que producen los más de 22 millones de abortos no seguros en el mundo. Existen estimaciones de que unas cuarenta y siete mil mujeres mueren todos los años como consecuencia de complicaciones en abortos no seguros.

En consecuencia muchos motivos para justificar la colaboración que cada año organizaciones feministas y organizaciones sociales que defienden los derechos y la salud sexual y reproductiva establecen en torno a la movilización y reivindicación a favor de un aborto legal y seguro para todas las mujeres del mundo, que salvaría muchas vidas.

Durante mucho tiempo las organizaciones feministas españolas nos hemos sumado a la conmemoración de este día, primero en solidaridad con las mujeres de América Latina y de otros lugares del mundo donde el aborto está prohibido y duramente castigado con penas de cárcel para las mujeres y los profesionales sanitarios que lo practican. En los últimos tres años, esta reivindicación ha habido que hacerla en nombre propio, para intentar que el reconocimiento del aborto por decisión de las mujeres durante las primeras semanas de embarazo que conseguimos las mujeres españolas en la Ley del año 2010 no fuera abolida por una reforma que nos colocaba casi a la cabeza de las legislaciones más restrictivas de Europa.

Hemos conseguido sólo una parte, porque finalmente ha seguido adelante la limitación de la libre decisión de las mujeres más jóvenes. El BOE daba fe de ello el pasado martes.

Casi habrá que agradecerle al Gobierno que nos recuerde con esta publicación en el BOE que son muchos los motivos que aún nos quedan para seguir apoyando los objetivos del 28 de septiembre, y aprovechar la ocasión para pasarse por algunas de las manifestaciones y concentraciones que ya se están convocando en diferentes ciudades de toda España.  Por el acceso al aborto legal y seguro en todo el mundo #AbortoSinEstigma #RompiendoMitos.

Publicado en el Blog Ellas de @Elmundo.es